Implementan Convenio Internacional para el Control y la Gestión del Agua de Lastre en Panamá

La Autoridad Marítima de Panamá (AMP)  informa que hoy  8 de septiembre entra en vigor el Convenio Internacional para el Control y la Gestión del Agua de Lastre y los Sedimentos de los Buques, adoptado en 2004 (BWM por sus siglas en inglés), el mismo tiene por objetivo evitar la propagación de organismos acuáticos perjudiciales de una región a otra, estableciendo normas y procedimientos para la gestión y el control del agua de lastre y los sedimentos de los  buques.

En virtud de lo anterior, todos los buques dedicados al transporte marítimo internacional, deberán llevar a cabo una gestión de su agua de lastre y sedimentos que se ajuste a lo contenido en dicho Convenio.

La AMP  frente a este reto y con la entrada en vigor de este Convenio, creó una sección especializada encargada de evaluación de la documentación técnica que las naves registradas bajo el pabellón nacional deben portar abordo, como evidencia del fiel cumplimiento con el Convenio Internacional.

Indicó que para facilitar su implementación, se han elaborado algunas directrices, las cuales contribuyen a que los propietarios y operadores, apliquen de manera responsable el  contenido de este Convenio en situaciones específicas,  para tal efecto, se han emitido Circulares de Marina Mercante, con el propósito de que la comunidad marítima en general, tenga conocimiento de los requisitos que deben cumplir para la aprobación de los planes de gestión del agua de lastre, elaborados para cada buque en particular, así como para la emisión del correspondiente certificado internacional de Gestión del Agua de Lastre.

La Autoridad Marítima de Panamá determinó que la certificación definitiva y la aprobación de los planes de gestión de agua de lastre, sean llevadas a cabo por la Dirección General de Marina Mercante, en el Departamento Segumar Panamá, esto considerando la importancia de la implementación de este Convenio a nivel Internacional y el cumplimiento por parte de la flota mercante panameña, siendo de esta manera necesario delegar en las Organizaciones Reconocidas algunas de las tareas necesarias para el control y cumplimiento de las directrices del Convenio a bordo de los buques de bandera panameña.

Fuente: http://www.panamaamerica.com.pa